La carrera de Massa a punto de irse al garete

El recorrido del brasileño en Maranello está muy cerca de poner su punto y final, su jefe de filas, Stefano Domenicali, abandonó Barcelona entre la insistencia de que esperaba que el piloto volviese a «la batalla en Mónaco», próxima carrera y sexta prueba de una temporada que se está haciendo muy cuesta arriba para Felipe Massa.

«También necesitamos sus puntos para luchar por el campeonato de constructores», dijo. Poco antes, el equipo, con sede en Maranello, publicó en Twitter que Ferrari estaba «decepcionado con» el piloto paulista.

Cuando los medios preguntaron sobre ese comentario, uno de los portavoces de Ferrari dijo al Sunday Times: «Fue una pequeño fallo de gramática. Estamos decepcionados con el resultado de Felipe pero no con él«.

Pero los últimos acontecimientos apuntan a que en Ferrari ahora está dejando suficientemente claro que Massa necesita mejorar su rendimiento de inmediato para seguir contando con el apoyo del equipo.

En unas declaraciones publicadas en su página oficial, Ferrari afirma que el compañero de Massa, Fernando Alonso «siempre ha mantenido un alto nivel».  Como el propio artículo señala: «Massa se ha dormido en los laureles y eso se ha notado».

El brasileño había conseguido 49 puntos hace dos años y 24 el año siguiente, mientras que «esta temporada sólo ha llegado a 2», confirmó Ferrari.

«Todos, pero él más que nadie, está esperando un cambio de rumbo para remontar en el Gran Premio de Mónaco 2012«, concluye el equipo italiano.

Hasta los seguidores más fieles de Massa en Brasil, como el periodista de O Globo, Celso Itibere, admite que la situación es grave.

«Está en riesgo», dijo Itibere, «su declive es progresivo, no reacciona y corre un grave riesgo de no acabar la temporada» al volante del F2012.

Massa se tiene que poner las pilas: «A estas alturas Ferrari no tiene a nadie que le sustituya. Todo el mundo que le gustaría que estuviese allí – Perez, Kobayashi o Webber – no están disponibles».

La edición del martes del diario deportivo italiano Corriere dello Sport informará de que la expulsión de Massa es inminente, mientras que la última edición de La Gazzeta dello Sport ni siquiera menciona el nombre de Massa.

«Está, aunque no exista», escribió el periodista brasileño Livio Oricchio en el periódico O Estado de S.Paulo. «Pero es un periódico italiano, y él es un piloto de Ferrari».

Cuando preguntaron si le daba miedo su carrera en la F1, Massa respondió en Barcelona la semana pasada: «No, vivo el presente. Lo que pase, pasará».

Otra mala actuación y su destino estará escrito. Aún así, el piloto insiste: «No tengo miedo de nada, ni siquiera de las críticas. No me afectan».

Sé el primero en comentar

Deja un comentario