El conflicto interno de Red Bull en boca de todos

Después de perder los papeles y acusarse unos a otros, en Red Bull vuelven ahora a poner su campaña de campeonato en la pista en los diez días antes de volverse a convocar en Canadá para el próximo gran premio.

Turquía no solo dejó un accidente entre los compañeros de equipo, Mark Webber y Sebastian Vettel mientras eran líderes de carrera, también fue el detonador de un estercolero que apunta directamente a las divisiones en el garaje que fueron reveladas y que se reforzaron.

El australiano Webber, ahora claro líder del campeonato, indicó que quiere hacer las paces y seguir adelante. “Probablemente tengamos diferencias de opinión sobre lo que ocurrió hasta que nos vayamos a la tumba, pero ambos somos adultos y tenemos que encontrar un modo de correr juntos que no comprometa al equipo”, escribió en su columna para el periódico australiano Daily Telegraph.

Una fuente de Red Bull informó al Independent de que una reunión para calmar la situación ya se había celebrado en Turquía, pero eso no concuerda con las informaciones que aseguran que Vettel dejó el circuito pronto. “Tuvimos una reunion detallada y todo el mundo tuvo su turno de palabra. No había otra manera de que los sentimientos aflorasen. El problema ya está ahora hablado”, dijo la fuente anónima.

David Coulthard habló para el Turun Sanomat y advirtió de los peligros de un conflicto interno. “Es un hecho que dentro de un equipo de carreras, es el peor escenario posible”, dijo el escocés, recordando su colisión con Mika Hakkinen en Austria en 1999, donde después de todo el finlandés “no quiso hablar conmigo”.

Pero “necesitas resolver de esos problemas antes de la próxima carrera, de otro modo continúa siendo una distracción”, dijo Coulthard. “La tarea del equipo es hacer que los pilotos hablen entre ellos”, añadió.

Al mismo tiempo, el rival de Red Bull que está más cerca del título (McLaren) está intentando usar la saga para su beneficio. “Si ellos no se besan y lo resuelven, significa que no darán información hasta la próxima carrera”, dijo Jenson Button. Ofreciendo consejo a los preocupados Red Bulls, añadió: “se trata de confesar y avanzar. Si no pueden hacer eso, jugará en nuestro favor.”

Y Lewis Hamilton se burló irónicamente de Webber y Vettel salientando que él y Button no colisionaron cuando lucharon de manera similar por la posición en Turquía. “Eso es porque somos campeones del mundo. Estoy orgulloso de tenerlo (a Button) como mi compañero de equipo”, dijo el británico.
(GMM)

Sé el primero en comentar

Deja un comentario