Continúa la polémica Piquet-Briatore

El conductor despedido de Renault, Nelson Piquet, y su padre triple campeón del mundo del mismo nombre, han iniciado una demanda judicial contra Flavio Briatore. De acuerdo con el Daily Mail, están buscando una indemnización de 200.000 libras. El jefe destituido del equipo, Briatore, quien era también el agente de Piquet hijo, está llamado a declarar por el Alto Tribunal de Londres.

La demanda se centra en el escándalo de la carrera de Singapore, dónde Piquet se estrelló deliberadamente durante el Gran Premio de Singapur de 2008 y tras ser despedido un año después por su falta de rendimiento sopló la información sobre la conspiración.

El periódico británico informa de que la denuncia por difamación de Piquet incluye un comunicado de prensa en el que se acusa a padre e hijo de haber aportado falsas pruebas a la FIA y haber chantajeado a Renault.

El comunicado de prensa fue emitido por Renault en septiembre del año pasado, informando de que el equipo y Briatore perseguirían criminalmente a Piquet en Francia y Gran Bretaña. Renault, que echo a Briatore cuando quedó claro que las acusaciones de Piquet no eran falsas, retiró las amenazas legales pero no se disculpó.

El fabricante de coches francés luego vendió la mayoría de su equipo con base en Enstone a Genii Capital, una compañía de inversiones con base en Luxemburgo.

“Dado el fracaso de Renault en su intento de que los Piquet aceptasen la retirada la demanda y las disculpas, sienten que no tienen otra opción que la de demostrar la falsedad de las alegaciones interpuestas en el tribunal”, dijo el abogado de los Piquet, Dominic Crossley.
(GMM)

Sé el primero en comentar

Deja un comentario