Kubica vuelve a pasar por el quirófano

El piloto polaco Robert Kubica, ex piloto de F1 con Renault y BMW, fue operado de nuevo ayer martes para tratar de recuperar la movilidad completa en su brazo derecho, una parte más de su recuperación en un intento por volver a pilotar un Fórmula 1 y que se complementa con las pruebas en el simulador.

El piloto de 27 años resultó gravemente herido en el Rally de Andora, justo en plena pretemporada 2011, que le impidió disputar esa temporada como piloto oficial de Renault, ahora Lotus, y que, según las últimas noticias, casi con seguridad le dejarán sin volver a pilotar en un Gran Premio.

Las noticias publicadas ayer martes en los medios italianos informaban de que Kubica había estado trabajando en un simulador de pilotaje de F1 y que en base a esas pruebas se sometió la cirugía ortopédica en un hospital de Verona, una intervención dirigida por Ruggero Testoni.

La agencia de noticias italiana ANSA dijo que la cirugía se completó con éxito y que consistió en la inserción de una prótesis para ayudar a restaurar la movilidad del brazo derecho de Kubica.

«Ahora puede girar el volante por completo. Antes, no podía dar la vuelta a la palma hacia abajo, por lo que se veía obligado a usar sólo una mano en el volante para trazar las curvas de izquierdas», dijo el Dr. Testoni.

«La operación estuvo precedida de una serie de pruebas con un simulador de monoplazas de Fórmula 1», añadió confirmando el uso del simulador por parte del polaco.

Kubica, que reside actualmente en La Toscana, viajará con frecuencia a Verona para continuar con la fisioterapia de recuperación del brazo, todo un esfuerzo que hasta ahora ha resultado inútil para devolver al piloto a las pistas.

Precisamente el polaco fue uno de los pilotos que entraba entre los posibles compañeros de Alonso para el futuro, si la recuperación no se alarga demasiado, creo que sería el candidato ideal para reemplazar a Felipe Massa en Ferrari, aunque falta por conocer si seguirá en las mismas condiciones que antes del accidente.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario