Fanvision no logra un acuerdo para estar en la F1 en 2013

Los espectadores que acudan a los circuitos en 2013 se encontrarán con que no hay ningún sistema con el que poder seguir la señal de televisión y los datos de las transmisiones de F1 con un dispositivo de mano como el que hasta ahora estaba disponible en los Grandes Premios.

El motivo es que Fanvisión, lanzado hace algunos años bajo el nombre de Kangaroo TV, anunció esta semana que ha sido incapaz de llegar a un nuevo acuerdo con la FOM (Formula One Management) para seguir ofreciendo el dispositivo a los espectadores.

«Desafortunadamente, es evidente que no podemos estar de acuerdo con los términos de la FOM», se lamentaba Fanvision en un comunicado. «Muy a nuestro pesar tenemos que confirmar que no vamos a estar en la F1 en 2013».

Así la falta de acuerdo entre Bernie Ecclestone y la empresa encargada de los dispositivos privará a los espectadores de disponer de los datos de los tiempos, lo que empeorará el seguimiento de la carrera desde las gradas, una traba más a asistir a los trazados para disfrutar de la F1.

La FOM en lugar de moverse hacia una mejora en la experiencia de los espectadores que van a los Grandes Premios, en realidad los verdaderos sostenedores de este deporte, parece que le interesa que la gente se quede en su casa para ver la carrera por televisión.

Esta no parece una buena forma de atraer aficionados a la máxima categoría del automovilismo, es más, con cada entrada debería ser obligatorio entregar un dispositivo con el que poder seguir todos los aspectos de la carrera, puesto que los tiempos son lo más importante en un fin de semana de F1.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario