Hamilton se cuela en la fiesta de cumpleaños de Alonso

El piloto británico Lewis Hamilton logró hoy en Hungaroring la decimonovena victoria de su carrera, justo el día en que el vigente líder del campeonato, el español Fernando Alonso cumple los 31 años, aunque el piloto español se ha llevado un regalo mejor que ganar la carrera: ampliar a 40 puntos la ventaja con el segundo en el mundial.

El piloto de McLaren venció en la undécima carrera, la segunda de la temporada para él, en un fin de semana que dominó a la perfección, su ritmo ayer en la sesión de clasificación estuvo en otra dimensión y hoy en carrera, a pesar de que Kimi Raikkonen logró acercarse al final, no fue suficiente para superarle.

Hamilton se subió a lo más alto del podio flanqueado por los dos pilotos de Lotus, Kimi Raikkonen terminó segundo tras superar en un bonito duelo a su joven compañero Romain Grosjean, que ocupó el último cajón. Este resultado demuestra que los E20 siguen estando ahí y en algún momento encontrarán ritmo para ganar.

La carrera comenzó con algo que no se veía desde hace bastante tiempo en la F1: una salida abortada. El coche de Michael Schumacher se quedaba tirado, el resto daba una segunda vuelta de formación y el heptacampeón era llevado al pitlane para arrancar su coche y salir desde allí, aprovechando para cambiar las gomas.

La salida sin incidentes, Button ganaba posición con Vettel y Alonso con Raikkonen, Hamilton mantenía el liderato de carrera y Grosjean seguía el ritmo del McLaren a cierta distancia. Buena salida de Webber y de Bruno Senna.

Schumacher recibió una penalización de drive-through por hacer excedido la velocidad máxima en su salida del box, así que el piloto de Mercedes ya arruinó completamente su carrera casi antes de iniciarla.

A partir de la vuelta 16 comenzaron las paradas en boxes, problemas para Alonso y para defender su posición con Raikkonen pues el asturiano se encontró con Pérez y tardó casi dos vueltas en encontrar el hueco para pasar al mexicano. Finalmente Raikkonen y Webber pararon en la vuelta 20, el finlandés le ganó la posición al de Ferrari, pero evitó perderla con Webber.

En la segunda parada por boxes las cosas empezaron a aclararse, Hamilton siguió al frente, Raikkonen superó a su compañero en un bonito duelo y salió a la caza de Hamilton. Por detrás Sebastian Vettel se enfrascaba en la lucha con Grosjean, al que finalmente no logró superar.

Quinta posición para Fernando Alonso, un resultado que le permite situarse con una cómoda distancia de 40 puntos con su inmediato perseguidor, Mark Webber, en el mundial de pilotos. Hoy cumple 31 años y esta posición al frente del campeonato le permiten estar en una posición privilegiada para tener su regalo a final de temporada.

Por detrás, Jenson Button terminó sexto, Bruno Senna séptimo, Mark Webber octavo, Felipe Massa noveno y Nico Rosberg ocupó el último puesto con derecho a puntos del Gran Premio de Hungría 2012.

Este resultado beneficia a Fernando Alonso que es cada vez más líder del campeonato, aunque algunos de sus rivales directos hayan recortado distancia como Vettel, Hamilton y Raikkonen, pero todos ellos están muy lejos en un campeonato que se está mostrando tan igualado y en el que no hay un rival claro para Fernando, lo que ayudará, sin duda, a que pueda mantener su ventaja incluso sin ganar más carreras.

La única duda es si McLaren, y sobre todo Hamilton, han encontrado ritmo, si son capaces de estar siempre arriba luchado por la victoria, entonces esto se cerrará en cosa de dos, si por el contrario Red Bull o Lotus siguen peleando, entonces estará complicado que alguien pueda disputarle el campeonato al asturiano.

El campeón de 2008 estaba muy contento con su victoria, a pesar de los 47 puntos que le separan del piloto de Ferrari, pero antes de la carrera estaba a 62, así que ha logrado un recorte importante que seguro le dará ánimos para seguir empujando el resto de la temporada.

“Lewis me dijo hace un par de días: Papá, tengo que ganar las próximas diez carreras para ganar este campeonato”, dijo el padre de Hamilton tras la victoria de su hijo en Hungría. La tarea se antoja complicada.

Su hijo agregaba en el podio: “Estoy esperando impaciente la continuación del campeonato, tenemos un largo camino por recorrer y mucho trabajo por delante, pero hemos demostrado que podemos competir”.

Pero a pesar del impresionante fin de semana que se marcó Hamilton, los Lotus consiguieron pisarle los talones. Hamilton le dijo a Raikkonen justo antes de subirse al podio: “Al igual que en los viejos tiempos, Kimi”.

“Sois rápidos”, añadió el piloto británico dirigiéndose a los dos pilotos de Lotus que luego le iban a acompañar en el podio.

Pero Raikkonen no estaba demasiado contento, sólo le separó un segundo del vencedor de la carrera y eso que tenía un problema con el KERS, pero quiere lograr la victoria.

“No estaremos contentos hasta que ganemos”, le dijo el piloto finlandés al tenor español Plácido Domingo, que ejerció de maestro de ceremonias en ese nuevo formato de rueda de prensa en el podio.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.