Sin sanción el accidente entre Hamilton y Rosberg

Los comisarios del Gran Premio de España 2016 decidieron no sancionar a ninguno de los pilotos de Mercedes por la maniobra en la primera vuelta, que terminó dejando a ambos monoplazas en la grava de la escapatoria de la curva 4 del trazado de Montmeló.

El accidente fue calificado como un incidente de carrera, por lo que ninguno de los pilotos recibirá sanción. El comunicado de la FIA explica su decisión después de escuchar a los pilotos, revisar la telemetría y analizar las imágenes de los instantes previos al choque.

La explicación de lo sucedido, determina que había una diferencia de potencia significativa entre el coche de Nico Rosberg y el de Lewis Hamilton a la salida de la curva 3, lo que determinó una diferencia de velocidad que de 17 km/h.

Rosberg giró a la derecha para defender su posición, amparado en el artículo 27.7 del Reglamento Deportivo. Mientras Hamilton, con un coche más rápido y con espacio suficiente en ese momento, intentó un adelantamiento por el interior. En ese mismo artículo se establece que el coche que va a ser adelantado debe dejar espacio suficiente si una parte significativa del coche que adelanta ya tiene la posición.

En el análisis de la situación, los comisarios establecen, que una parte del alerón de Hamilton ya estaba por el interior del monoplaza de Rosberg, aunque por unas fracciones de segundo. Esto es la base de que los comisarios crean que Hamilton tenía derecho a intentar adelantar por el interior.

Pero justo a continuación, Hamilton tuvo que moverse hacia la hierva para evitar una colisión con su compañero de equipo, lo que le llevó a la hierva. A partir de ese punto el vigente campeón no tenía control sobre su monoplaza y su coche se llevó por delante al de Nico Rosberg, con el resultado de ambos pilotos fuera de carrera y el volante de Hamilton lanzado a la grava.

A la vista de los hechos, los comisarios de la FIA, determinaron que Rosberg tenía derecho a su maniobra para proteger la posición y que el intento de Hamilton de adelantar era razonable. Pero la convergencia de ambas maniobras fue calificado como un incidente de carrera y ninguno de los pilotos pueda ser considerado totalmente culpable.

Aunque esta acción ha determinado que Max Verstappen se convierta en el piloto más joven en subir a lo más alto del podio, no va a resultar en un cambio significativo en la lucha por el mundial. Está claro que Hamilton ve recortada en una carrera sus opciones de sumar puntos con los que desbancar a su compañero del liderato, pero con 16 carreras por delante la relevancia de este hecho se diluye.